Paul McCartney se pronunció el 24 de marzo pasado contra la violencia en el uso de armas enfrente del edificio Dakota de Nueva York, donde vivió y fue asesinado su amigo John Lennon, y hoy ratificó su mensaje por el control de las mismas luego del trágico suceso ocurrido en Pittsburgh.

“A la luz de los recientes trágicos tiroteos en los Estados Unidos, espero que el pueblo estadounidense vote para elegir a políticos que abogan por leyes sensatas de control de armas”, publicó Paul en sus cuentas oficiales y adjuntó una foto con Nancy cuando estuvieron en Nueva York.

Un total de 11 personas fueron asesinadas en una sinagoga de Pittsburgh con edades que oscilaron entre 54 y 97 años. Se trata del ataque más mortífero contra la comunidad judía en Estados Unidos.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here