Por Mr. Bellamy

Paul McCartney no muestra las cartas. O sí, un poco. Los fanáticos están pendientes de sus señas. Macca juega al misterio y la expectativa crece ¿Qué es ese dibujo similar al ingreso de un túnel vía tren que publicó en las redes sociales? ¿Por qué aparecieron esas fotos con sus instrumentos en los estudios Abbey Road?

 

 

La canción desconocida interpretada en el Philharmonic Pub de Liverpool generó todo tipo de conjeturas. El lanzamiento inminente del nuevo disco picó en punta y esta movida le agrada a Paul. De repente, un sábado a la mañana vimos cómo se paseó por las calles de su ciudad natal junto con James Corden y realizó un concierto secreto para 50 fanáticos.

 

Los antecedentes agigantan su fama. El comunicado en su primer disco, “McCartney”, dejaba en suspenso muchos puntos. El alter ego de “Thrillington”, en 1977, y el rol de “The Fireman” en 1993 fueron hechos que mantuvieron escondida su participación directa hasta donde se pudo.

Por supuesto, la estrategia marketinera de McCartney está en funciones. El mundo sigue de cerca sus próximos pasos porque aun no sabemos si estas pistas recientes tienen que ver con el disco o una nueva gira.

McCartney juega al misterio y veremos cuánto tiempo podrá sostener esa postura. Claro, estamos en presencia del creador del “Magical Mystery Tour”, ¿qué podemos esperar?

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here