No hay forma que Paul McCartney se quede quieto. Cuando la agenda de conciertos marcaba que el 12 de octubre volvería a presentarse en el Austin City Limits de Texas, aprovechó el tiempo el pasado martes 9 brindó un show privado en el Gillette Stadium de Foxborough, en Estados Unidos.

El empresario Robert Kraft, director ejecutivo de los New England Patriots, un equipo de fútbol americano, contrató a McCartney para un concierto para pocos. Algo más de 300 invitados disfrutaron del setlist de Macca en un estadio con capacidad para 68 mil espectadores. Ese escenario también sirvió como sede en la Copa América Centenario 2016 que recibió a la Argentina de Lionel Messi.

Paul y su banda tocaron como si fuese una fecha más del “Freshen Up Tour”, con el mismo libreto, pero para un selecto y acaudalado público.

Por otra parte, el single lado A de “Egypt Station”, compuesta por “I Don’t Know” y “Come On To Me”, se editado en vinilo para el Record Store Day. La salida está prevista para el 23 de noviembre con copias limitadas. Un total de 5 mil se pondrán a la venta.

De esta manera, “Egypt Station” suma un trofeo más para los coleccionistas luego de sus ediciones en CD, vinilo doble, de colores, bonus tracks, etc.

Foto: Record Store Day

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here