Paul McCartney brindó hoy una charla en LIPA (Liverpool Institute for Performings Arts) con Jarvis Cocker como entrevistador a través de la red social Facebook. El evento comenzó a las 10 en punto, hora argentina, con un Paul distendido que habló mucho del pasado, de anécdotas y algunos puntos dedicados a “Egypt Station”, el disco que publicará el 7 de septiembre.

En una de las pocas preguntas elegidas en los usuarios de Facebook, McCartney contestó qué canción de su nuevo álbum hubiese sido la favorita de John Lennon: “Creo que a John le hubiese agradado ‘I Don’t Know'”, apuntó Macca.

Además, indicó que la canción ‘Confidante’ es la preferida de Nancy Shevell, su esposa. Esta última fue incluida en el breve setlist del lunes pasado en el “show secreto” en los estudios Abbey Road de Londres.

McCartney recordó en varios pasajes a John, George y Ringo y reveló que el papá de George golpeó a un maestro cuando se enteró que aquel había reprendido físicamente a su hijo, una acción recurrente de la docencia antigua.

Paul también resaltó la figura de Stevie Wonder, a quien consideró uno de los mejores músicos del planeta, y recordó la vez que lo invitó a almorzar, por sugerencia de Linda, y el creador de ‘Superstition’ arribó a su casa recién a las 10 de la noche.

La cita a “Egypt Station” reforzó el concepto de su decisión por el título: “Se trata sobre un cuadro que realicé, que a la gente le gustó, y a mí me pareció genial llamarlo así. El disco es como un viaje, cada canción es una estación. De hecho, comienza con “Station I” y finaliza con “Station II”. Busqué que la gente se detenga a escuchar las canciones de manera corrida. Quizás en otros uno va a eligiendo o salteando los tracks y acá es como escuchar todo de largo, durante un viaje”.

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here